FRIKIS DE LOS BUENOS!! de esos que ya no quedan

Se dice que el raggaeton es una variante del reggae,se dice que Justin Bieber (o lo dice él, maldito flipao) que es el nuevo Kurt Cobain, que Hanna Montana era cantante, que los Jonas Brothers hacían rock (Donde están los Jonas Brothers, no iban a durar toda la eternidad, no eran mejores que Metallica, que solo hacía ruido…al final vence la evidencia…moda pasajera).

Y diréis mis queridos compañeros a que cojon de pato viene todo esto…pues viene que como todo en esta vida, las cosas terminan por caducar, corromperse, se quedan vacías y vanas…y pasa con todo; el frikismo, esta cayendo en decadencia, se corrompe su esencia, la de ser el Maestro en tu campo, los nuevos «frikis» se piensan que ser friki es verse Death Note y decir «Sakujo!!» y yasta, ya son mas frikis que comer onigiris del tamaño de pokeballs y ya saben Japonés. Su ignorancia es la perdición de lo que con esfuerzo los viejos frikis hemos intentado hacer, que se nos reconozca como gente normal, con aficiones tan válidas como la de cualquier otro, porque ver anime, es un hobbie tanto como tragarse la liga de la UEFA, porque haberse pasado el tetris es tan válido como jugar al poker, y porque la música (ya sea j-rock/pop, metal, punk, ost,…) es tan válido y normal como escuchar pop, raggaeton y tecno…

Los frikis no tratamos de mostrarnos superiores, por no ser lo que el resto considera «normal»,
tratamos que se nos reconozca como un grupo de personas con aficiones distintas y que se nos respete por ello…pero ello no implica que nos tengamos que ir haciendo notar por donde quiera que vallamos, no se puede ir por la vida haciendo el «canelo», ni dandotelas de ser supremo y superior…y me diresís que pasa Pain, te has peleado ultimamente con el mundo…? , la respuesta es «No», no me peleado con el mundo, simplemente observo que ultimamente la moda de los criajos de 12 – 14 años (no de todos) es ser «friki» de la noche a la mañana, en cuanto los padres los dejan volver despues de que Pablo Motos los mande a dormir ya son unos malotes, se echan el flequillo «pa’lante»,se meten las orejas de mokona, se cuelgan cuatro cadenas con el la mascara de Ichigo, o la llave de «Kindom Heart» o se visten de negro con la camisetilla de algun grupo ochentero y yasta ya soy heavy, y friki …lo que viene siendo un 2 X 1, luego se compran un Sandevid, se tiran en plazas a ponerse más pedo que Alfredo, y a meterse lengua hasta el «deo gordo del pie», mientras el que tienen al lado solo con girar el tapón y oler el Sandevid ya ve menos que un gato de yeso…y tiene borrachera hasta que cumple los 18 y se va dejando «migatas de pan» y de todo lo que ha cenado hasta la puerta de su casa…Y luego les viene el «orgullo friki» y van cantando en supuesto japones, o dandoselas de importantes porque se saben de carrerilla cuatro lineas seguidas de la wikipedia…Esta pasando igual que cuando a todos le entro la moda de ser emo, y hablar todo el día del asco que era la vida, y de cortarse las venas con los granades problemas y las trabas que les ponía la vida con 13 años…(que sabran..), los dejaba la novia y ya venía la historia del suicidio…ninguno tuvo huevos a cortarse las venas y librarnos de su estupidez… si no veis lo que veo, solo os invito a daros un paseito por calles concurridas por la juventud granadina, o ver la cara de malotes-flipaos (en plan mirada oscura) que llevan algunos en los salones, obviamente no todos son iguales, ni estan cortados con el mismo patrón, pero basta ser un grupo destacado y que uno lo haga mal, para echarnos a todos en el mismo saco.

Si no mirar la fama de que gozan los heavys, son borrachos y drogadictos todos, solo porque sus cantantes (que son los mios, se ponen, no todos, hasta las cejas de todo menos agua), ya por eso todos somos unos drogatas todos los que los seguimos y la musica es satánica porque a uno o dos de renombre en su momento perdieron el norte, pero si Amy Winehouse se echaba de todo en el café de por la mañans menos azúcar, si Michael Jackson (y que conste que lo considero un mito de la música) se le iba la olla (debates aparte de si eran necesarias o no dichas operaciones) operandose los seguidores de ambos no son unos locos y drogatas o borrachos, porque es música y aceptada por la mayoría como «lo normal».

«Con todo esto solo quiero decir una cosa y es que debemos defender el ser un friki de verdad, que nos confundan con aquellos que ensucian nuestro nombre, porque no siguen ni respetan nuestros mismos valores y solo piensan en estar con la moda. Y que cuando venga otra la acogeran porque no tienen ni personalidad, ni criterio. Porque cuando se pase la moda, seremos nosotros los que sigamos hasta que el cuerpo aguante, pero habran destruido lo poquito que hemos conseguido…tambien es cierto que con nuestra cultura ‘del que diran’ no llegaremos a mucho más, pero seguiremos defendiendo nuestro orgullo por ser lo que somos. Y no debemos darles motivos que apoyen sus criterios. Ser friki no es lo que sale en Telecinco, ser friki es conocerlo todo sobre lo que nos gusta y disfrutar de ello».

OFAG, be friki my friend.